jueves, 7 de abril de 2011

EL PONENTE DE BENEFICENCIA VISITÓ EL SANATORIO FRENOPÁTICO DE NTRA. SRA. DE MONTSERRAT, EN SAN BAUDILIO DE LLOBREGAT (ABRIL 1930)

Las instituciones psiquiátricas de Sant Boi de Llobregat han recibido, a lo largo de su historia, visitas de la más variada motivación: científicas, médicas, institucionales, inspectoras, culturales, recreativas, etc. Desde los primeros tiempos, el Dr. Antonio Pujadas y Mayans atendía las visitas que le eran solicitadas, y el día 20 de mayo de cada año, con motivo de la Fiesta Mayor del municipio, establecía jornada de puertas abiertas.

Las noticias documentadas que aparecen en las hemerotecas de los periódicos y en archivos a los que he tenido acceso, refieren generalmente las visitas al establecimiento para hombres, gestionado por los Hermanos Hospitalarios de la Orden de San Juan de Dios, y solamente en contadas ocasiones se cita al establecimiento para mujeres, a cargo de la Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús.

En la primera quincena de abril de 1930, el ponente de Beneficencia de la Diputación de Barcelona visitó el Sanatorio Frenopático Ntra. Sra. de Montserrat, y el cronista se recrea en informar los agradables elogios de los visitantes al recorrer los diferentes pabellones y extensos jardines y comprobar que todo estaba satisfactoriamente en perfecto orden. Y termina, lacónicamente informando que " A continuación pasaron a visitar el manicomio de mujeres", así friamente, sin más detalles. Transcribo la publicación de "La Vanguardia":


"VISITA AL SANATORIO FRENOPÁTICO DE NTRA. SRA. DE MONTSERRAT.

Don Alberto Bastardas, ponente de Beneficencia de la Diputación de Barcelona, ha visitado el Sanatorio Frenopático de Nuestra Señora de Montserrat en San Baudilio (antiguo manicomio para hombres), acompañado del jefe de Gobernación don Enrique Sebastián, y el doctor Busquet, médico psiquiátrico de la Diputación.

Los visitantes, que fueron recibidos por el superior de la Comisión, fray Justiniano Valencia, y por el director facultativo, doctor don Antonio Rodríguez Morini, juntamente con el cuerpo facultativo en pleno de la casa, recorrieron detenidamente los pabellones de pensionado y beneficencia, admirando en los primeros la bella distribución y el confort de que están dotados, tanto por lo que respecta a las lujosas habitaciones, comedores y salones de recreo, como a la amplitud y frondoso parque que tienen para su solaz y recreo, y en los segundos, o sea en los pabellones de beneficencia, quedaron encantados del orden y limpieza que reinaba en las distintas dependencias de los respectivos pabellones, sobre todo en el pabellón de supervigilancia y epilépticos, donde la luz e higiene reinan con profusión.

Los visitantes interesaron toda clase de detalles en la clínica psiquiátrica que existe dentro del Sanatorio para los enfermos agudos recién ingresados. Al efecto, los doctores Rodriguez Morini y el doctor Soler les manifestaron que se hacía uso de todos los agentes curativos desde los antiguos y clásicos medios psicoterápicos, hasta los más modernos conocidos actualmente, como son la clinoterapia, balneoterapia prolongada, piroterapia, ergoterapia, etc.

Al finalizar la visita solamente plácemes mereció la dirección del Sanatorio por parte de los visitantes, por lo bien asistidos que estaban los enfermos psicópatas.

A continuación pasaron a visitar el manicomio de mujeres" (1)

(1) "La Vanguardia", domingo 13 de abril de 1930. Página 9