jueves, 17 de mayo de 2012

EL MANICOMIO DE SEÑORAS DE SAN BAUDILIO DE LLOBREGAT, HABITUALMENTE OLVIDADO EN LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN SOCIAL ( ABRIL 1930)

Vista aérea del Manicomio de Señoras de San Baudilio de Llobregat. Década años 60 del siglo pasado.

Cuando el Padre Benito Menni compró el Instituto Manicómico de San Baudilio de Llobregat y llegó con las primeras comunidades de Hermanos de la Orden Hospitalaria  de San Juan de Dios y Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, el 24 de septiembre de 1895 para hacerse cargo de las personas con enfermedad mental asiladas en aquel establecimiento, dispuso que las Hermanas asistieran a la población femenina en el recinto que ocupaba el histórico manicomio, al tiempo que los Hermanos asistirían a la población masculina en el recinto que ocupaban los nuevos pabellones construídos en la finca colindante, separada por el vial que conducía al cementerio.

Desde aquel momento,  el municipio de San Baudilio de Llobregat ha tenido y sigue teniendo dos hospitales psiquiátricos, que vulgarmente se conocían como "el de los hombres" a cargo  de los Hermanos de San Juan de Dios, y "el de las mujeres", a cargo de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús,y que a lo largo de la historia han tenido diversas denominaciones hasta llegar al día que hoy : "Parc Sanitari Sant Joan de Déu"(Hermanos de San Juan de Dios) y "Benito Menni. Complex  Assistencial en Salut Mental", (Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús).

Sin embargo, cuando históricamente los medios de comunicación social  han publicado noticias de estos  establecimientos, habitualmente lo han  singularizado en "el manicomio de San Baudilio de Llobregat", de los Hermanos de San Juan de Dios, hasta que llegó un día en que, la Superiora del Manicomio de Señoras, Sor María de los Desamparados Soler, disconforme  posiblemente de resultar habitualmente olvidadas en las noticias publicadas en la prensa barcelonesa, dirigió un escrito a la Dirección del matutino barcelonés "La Vanguardia" en los primeros días del mes de abril de 1930 que tuvo, como resultado, que el citado rotativo publicara una gacetilla en estos términos:

"Como complemento a la noticia publicada acerca de la visita que hicieron a los manicomios de San Baudilio de Llobregat, los señores Bastardas, diputado provincial, y Sebastián y doctor Busquets, altos funcionarios de la Diputación hemos de añadir, a ruegos de la Madre Superiora del Manicomio de Señoras, que éste fue también municiosamente visitado, haciéndose cargo de las obras de ampliación y mejoramiento que contínuamente se realizan  en el manicomio, donde actualmente están asiladas mil trescientas enfermas de la mente medicadas por los más modernos procedimientos terapéuticos. La superiora del manicomio indicó al señor Bastardas que en cuanto estén terminadas las obras de ampliación, será posible admitir mayor número de alienadas, aun cuando la importancia de las mismas impide la admisión en plazo breve, que al verificarse en su día, resolverá el pavoroso problema de amparar debidamente a las dementes pobres de la provincia" (1)
(1) "La Vanguardia"  Martes, 15 de abril de 1930. Página 11