martes, 2 de marzo de 2010

CAMPAÑAS DE DESPRESTIGIO E INTENTO DE VENTA DEL MANICOMIO DE SAN BAUDILIO DE LLOBREGAT EN LOS ÚLTIMOS TIEMPOS DEL PADRE BENITO MENNI (1910-1912)

Una difamatoria campaña vino a turbar la paz y la tranquilidad de los hospitales psiquiátricos de San Baudilio de Llobregat, precisamente en unos momentos en que se estaba trabajando con el máximo entusiasmo para situarlo en el mejor de su clase en España.
En mayo de 1910 apareció en el periódico barcelonés "El Progreso", una serie de artículos anónimos, denunciando ciertas deficiencias en la asistencia de las personas enfermas asiladas. En vista de ello, la Diputación Provincial de Barcelona designó una comisión, formada por tres médicos, para que girara visita de inspección y emitiera el correspondiente informe (1)
Uno de estos tres médicos, fue el Dr. F.J. Ferrer, que más tarde se sabría que era el autor de aquellos artículos e instigador de la campaña. El informe elaborado resultó del todo desfavorable a los intereses del Manicomio.
Sin embargo, el contenido de aquel informe fue ampliamente contestado, punto por punto, por las Direcciones Administrativa y Médica de la institución (2),y que posteriormente, debidamente estudiadas y valoradas, merecieron la confianza de la Diputación, al darlas por aceptadas y correctas, en sesión pública celebrada el 12 de febrero de 1912. Pero ciertamente había transcurrido tiempo suficiente para que el Manicomio se convirtiera en objeto de ataques continuados, y también de defensa. El periódico "El Progreso", dirigido por A. Lerroux, se convirtió en abanderado propagador de la campaña de desprestigio, mientras que otro periódico, "El Correo Catalán", en aquella época de marcada inspiración católica, salía en su defensa.
Sin embargo, la insistencia de estas campañas obligaron al Padre Benito Menni (3) a escribir una carta al Sr. Pedro Serra, que había sido el último propietario del manicomio. Entresacamos este párrafo: "Se ve que la encarnizada guerra que ciertas personas han declarado al establecimiento, pone en peligro su existencia. Por lo cual, soy del parecer de usted, que se debe vender cuanto antes sea posible, procurando sea en condiciones aceptables. Según me dice el padre Pedro, parece que la diputación provincial de Barcelona lo compraría, pues muchos de los diputados desean tener un manicomio propio. Por esto mi gusto sería que usted, que siempre se ha interesado por nosotros y en quien tenemos depositada nuestra confianza, tuviera la bondad de ir dando algunos pasos sobre esto, y si usted no tiene inconveniente, le enviaremos los poderes necesarios al efecto. Entretanto, yo me cuidaré de hablar a la madre general de las hermanas, la cual espero que también consentirá en la venta. Es verdad que, a pesar de estar convencidos de la necesidad dar este paso, es para nosotros y para las hermanas sumamente doloroso tener que deshacernos de un establecimiento que tanto nos ha costado" (4)
Sin embargo, poco a poco, las turbulentas aguas volviron a su cauce y se desistió del proyecto de venta. Actualmente, y desde el año 1895, los hospitales psiquiátricos de Sant Boi de Llobregat, siguen siendo propiedad y gestionados por los Hermanos Hospitalarios de Orden de San Juan de Dios ("Sant Joan de Déu. Serveis de Salut Mental"), y por la Congregación de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús ("Benito Menni. Complex Assistencial en Salut Mental")
(1) "Gaceta Médica Catalana", 15 noviembre 1911.
(2) Elaboraron el informe el Padre Prior, fray Bonifacio Murillo y el Director Médico, Dr. Antonio Rodriguez Morini.
(3) En 1909 el Padre Benito Menni había sido nombrado Visitador Apostólico de la Orden, atendido el delicado estado de salud del Prior General, Padre Casiano María Gasser.
(4) Angel Mª Ramírez Bayona, O.H. "Apuntes históricos del sanatorio Psiquiátrico Nuestra Señora de Montserrat". Revista Labor Hospitalaria. Noviembre - Diciembre 1968.