martes, 2 de junio de 2009

6 DE JUNIO DE 1928. BENDICIÓN DE UN NUEVO PABELLÓN EN EL ASILO SAN RAFAEL, EN LAS CORTS


En la tarde del miércoles, 6 de junio de 1928, el obispo de Barcelona, doctor José Miralles Sbert, acompañado de su familiar, señor Rodés, acudieron al Asilo San Rafael, de Las Corts, en Barcelona, para proceder a la episcopal bendición del nuevo pabellón construído en aquella Casa de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, y presidir , al mismo tiempo, el descubrimiento de unas lápidas dedicadas a las benefactoras doña Dorotea de Chopitea y doña Celestina Clot.
La fundación de este asilo, databa del año 1889, y fue posible gracias a la valiosísima cooperación y ayuda de doña Dorotea de Chopitea al Padre Benito Menni, que posibilitó la compra del convento de la Encarnación, situado justo al lado de la iglesia parroquial de Las Corts, y que las religiosas Carmelitas dejaban porque se trasladaban a otro lugar. En su incio, acogió a diez niñas pobres lisiadas, escrofulosas y raquíticas, pero enseguida vió incrementada su capacidad asistencial, hasta el punto de que fue necesario construir un nuevo pabellón, destinado a aulas escolares y dormitorios, con capacidad para 60 o 70 niñas. Doña Dorotea de Chopitea se responsabilizó del coste de las obras, y si bien no pudo verlas terminadas porque la muerte la sorpredió el día 3 de abril de 1891, las hijas acabaron de pagar las 20.000 pesetas a que se había comprometido su generosa madre.
Según publicó el periódico barcelonés "La Vanguardia", " Descubrió la primera de dichas lápidas, la señora marquesa de Alós, nieta de doña Dorotea, y la segunda, don Narciso Pla y Deniel. La asilada María Nogué, lisiada de ambos brazos, leyó una enternecedora salutación dedicada al señor obispo y a los bienhechores de la casa. A este acto asistieron los doctores Casals (director) , Pareja, Jinot, Maristany, Prat, Moreu y Mateu, todos de la casa ; el párroco y coadjuntores de Las Corts, reverendos Argemí, Raventós y Torné ; el maestro de las obras señor Morales; la madre general de la Orden, sor Verónica de Jesús; la vicaria general, sor María de las Llagas; la secretaria, sor Josefa Oriol; la superiora del manicomio de San Baudilio de Llobregat, sor Clotilde y la superiora del Asilo de San Rafael, sor Otilia, acompañada de toda la comunidad.
Los actos celebrados ayer en dicho asilo fueron altamente edificantes".
FUENTES DE CONSULTA
"La Vanguardia", jueves, 7 de junio de 1928. Pág. 13
Ramón Alberdí. "Dorotea de Chopitea y de Villota". Barcelona. 2009