martes, 4 de enero de 2022

LA IMPORTANCIA Y EL PRESTIGIO DEL MANICOMIO DE SANT BOI, EN LA NOVELA " DOÑA PERFECTA ", DE BENITO PÉREZ GALDÓS ( año 1876)


 Portada de la primera edición de la novela "Doña Perfecta", de Benito Pérez Galdós. Imprenta de la Guirnalda. Madrid, 1876. Ejemplar de la Biblioteca Nacional de España. Madrid.

Al cumplirse en el día de hoy el 152 aniversario del fallecimiento de Benito Pérez Galdós, considerado como uno de los mejores representantes de la novela realista del siglo XIX, hasta el punto de que varios especialistas y estudiosos de su obra lo evalúan como el mayor novelista español después de Cervantes, y siendo también  académico de la Real Academia Española desde el año 1897, he recordado un pequeño párrafo en las páginas finales de su novela "Doña Perfecta" (año 1876) referidas al Instituto Manicómico  de San Baudilio de Llobregat, en estos términos:

"Barcelona , 1º de junio

Acabo  de llegar aquí después de dejar a mi sobrina Rosario en San Baudilio de Llobregat. El director del establecimiento me ha asegurado que es un caso incurable. Tendrá, si, una asistencia esmeradísima en aquel alegre y grandioso manicomio.

Mi querido amigo, si alguna vez caigo también, llévenme a San Baudilio."

viernes, 10 de diciembre de 2021

EL HERMANO CIRIACO NUÍN, DE LA ORDEN HOSPITALARIA DE SAN JUAN DE DIOS, HA CUMPLIDO 75 AÑOS DE PROFESIÓN RELIGIOSA EN LA HOSPITALIDAD.


El Hno. Ciriaco Nuin, sentado, con corbata color azul, en un momento de la celebración, en el Hospital   San Juan de Dios, de Zaragoza, donde es asistido en la Residnecia de Hermanos Mayores.  El acto se celebró a puerta cerrada por la pandemia. Sin embargo no mermó, en ningún momento,  la intimidad y la alegría de la celebración.


El Hno. Ciriaco Nuin, con Monseñor José Luis Redrado, de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, en un momento de la celebración del acto.


El pasado dia 8 de este mes de diciembre, Día de la Inmaculada Concepción, el Hermano Ciriaco  Nuin de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, de 101 años de edad, cumplió 75 años de profesión religiosa en la Hospitalidad.

A consecuencia de la pandemia, el acto se celebró a puerta cerrada en el Hospital San Juan de Dios, de Zaragoza, donde el Hno. Ciriaco Nuin es asistido en la Residencia de Hermanos Mayores de aquel establecimiento, aunque en ningún momento mermó  la intimidad y la alegría de la celebración.

ALGUNOS DATOS BIOGRÁFICOS

"Nacido en Usí, Navarra, el 10 de agosto de 1920, ingresa en la casa de San Baudilio el 8 de septiembre de1945, y en el noviciado el 7 de diciembre del propio año; profesa en Calafell, el 8 de diciembre de 1946; y en Granada, el 16 de octubre de 1950 emite sus votos solemnes.

Obtiene el grado de bachiller en el Instituto de Enseñanza Media "Montserrat", de Barcelona, realizados los estudios escolásticos en San Baudilio de Llobregat. Asimismo obtiene el título de Auxiliar  Técnico Sanitario en la Facultad de Medicina; y con la calificación de sobresaliente el diploma de sus estudios en Lengua Inglesa.

Las primeras actividades de hospitalario las desempeña en el sanatorio de San Baudilio de Llobregat, encargado de los servicios  de abastecimiento y cocina; siendo designado viceprior de dicho establecimiento el 8 de julio  sw 1951; pasando a ser superior del sanatorio de Calafell el 22 de julio de 1953.

Elegido 4º consejero provincial, y maestro de escolásticos de San Baudilio de Llobregat, toma el cargo de dichas actividades profesionales en el mes de junio de 1956 pasando a desempeñar el empleo de maestro del escolasticado de Barcelona en el mes de julio de 1959, época en la que es elegido tercer definidor provincial; siendo designado en el año 1962 primer definidor provincial y superior del asilo hospital de Barcelona. En el Capítulo provincial de 1965, celebrado en Barcelona, es elegido el día 1 de agosto de dicho año, Provincial de esta Provincia de Aragón.

Como puede advertirse por las fechas que venimos reseñando, al ser elegido Provincial, está, prácticamente  celebrándose  la última fase o etapa del Concilio Vaticano II, de cuyo espíritu hállase intensamente imbuido; lo que resulta notorio al examinar su actividad rectora presidida por el ferviente propósito y la clara voluntad de adaptación de las instituciones de la Provincia a los nuevos tiempos -- buena prueba de ello son  sus orientaciones en la reorganización de los establecimientos hospitalarios de la Provincia --.  Preciso será señalar  el espíritu que anima dentro de esos módulos de sana actualización del espíritu hospitalario, en sus Cartas circulares, muy especialmente  la fechada en 20 de noviembre de 1965, verdadero programa espiritual y de actividad para los hospitalarios de la Provincia a quienes se dirige con encendido espíritu renovador, pleno de convencimiento de la necesidad de una restructuración, incluso del rompimiento con remotas normas ya sin eficacia.

Como apuntábamos más arriba por su preferente dedicación en su quehacer hospitalario a las actividades formativas, se acusa en toda la actitud  de este Provincial una señalada preferencia, y una incesante preocupación  por la formación  de los jóvenes hospitalarios, dirigiendo sus desvelos a lo que pudiéramos decir la raíz, el arranque de lo que ha de constituir a lo largo del tiempo en la provechosa cosecha, quiérese decir el fiel cumplimiento de la básica consigna de la Orden de los Hermanos de San Juan de Dios.

Esa preferencia y esa preocupación  se deducen con evidencia, de sus escritos, discursos y comunicaciones. Al respecto señalamos los pronunciados en San Baudilio  y en la inauguración de la Escuela Apostólica de León ( México) y, muy especialmente  en sus contestaciones a la carta de fray Marino Sánchez, de Salamanca, especie de cuestionario que el padre Provincial  contestó llanamente  por el cauce de las directrices que venían señalando  como características de su pensemiento , y también en su vivo deseo de la expresión misionera  de la Provincia, como lo demuestra la eficaz puesta  en marcha de la Casa de Lunsar, en Sierra Leona.

El padre Ciriaco es un hombre sencillo, humilde y  bueno, cuya personalidad se perfila en el puro y desnudo ejercitar las bienaventuranzas, léase la caridad sin fronteras ni distinción, antes, desde inadvertidos vínculos de la Orden, hoy, para su bien, desde su puesto de mando; ese mando que él sabe ejercer  con suavidad, pero con entereza, con silenciosa sensillez con la que nosotros definiríamos la persona y la obra del ilustre hospitalario" (1)

En los últimos años, estuvo en la Curia, en el hospital psiquiátrico de Sant Boi de Llobregat, ejerciendo una labor muy meritoria, hasta que próximo a su centenaria edad, dificultades de visualización le privaron de seguir trabajando con medios informáticos, y a finales junio del año 2019 ingresó en la Residencia de Hermanos Mayores del Hospital San Juan de Dios, de Zaragoza, donde con 99 años de edad superó satisfactoriamente el contagio del coronavirus-19, y en estos momentos, con 101 años y cuatro meses de edad,  permanece allí asistido gozando de buena salud y de una memoria envidiable, que puedo asegurar  por las conversaciones telefónicas que mantenemos aproximadamente cada quince días, en que  recuerda perfectamente hechos y acontecimientos vividos a lo largo y ancho de su dilatada existencia, como hospitalario,   con extraordinaria  precisión y exactitud.

(1) Cruset, José. "Crónica Hospitalaria". Editorial Hospitalaria. Curia Provincial Hermanos San Juan de Dios. Pág. 164, 165 y 166. Barcelona. 1971.
 

 

miércoles, 24 de noviembre de 2021

GABRIEL ALENYAR I SERRA EXPLICA , DE CUANDO PERSEVERÓ COMO HERMANO DE LA ORDEN HOSPITALARIA DE SAN JUAN DE DIOS, LA FESTIVIDAD DEL PATROCINIO DE MARÍA.


El Patrocinio de María  es la fiesta principal con que la 
Orden Hospitalaria de San Juan de Dios venera a la Virgen María.

En esta ocasión, Gabriel Alenyar i Serra explica,  recordando de cuando perseveró como Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, la festividad del Patrocinio de María.

El Patrocinio de María es la fiesta principal con que la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios venera a la Virgen María. Esta devoción tiene su origen en una piadosa tradición, en que la Virgen María se apareció a San Juan de Dios a punto de morir, lo confortó,  enjugó el sudor de su frente y le prometió que protegería siempre a sus hijos, a los enfermos por ellos asistidos y a sus benefactores.

Esta fiesta litúrgica fue instituída oficialmente en el Capítulo General de la Congregación Italiana   que tuvo lugar el día 22 de abril de 1736, y se celebra el tercer sábado de noviembre.

El Patrocinio de María es la Patrona de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios y Reina de la Hospitalidad.

Recuerda que con motivo de aquella festividad, en la Casa de Sant Boi de Llobregat,  los Hermanos rezaban, varias veces al día, una oración que, traducida del latín era así:

        "Bajo tu amparo nos acogemos
          Santa Madre de Dios,
          no deseches las súplicas
          que te dirigimos en nuestras necesidades,
          antes bien, líbranos de todo peligro,
          siempre Virgen, gloriosa y bendita."

martes, 21 de septiembre de 2021

EN EL 126 ANIVERSARIO DE LA LLEGADA DEL PADRE BENITO MENNI, CON LAS PRIMERAS COMUNIDADES DE HERMANOS Y HERMANAS, PARA HACERSE CARGO DEL INSTITUTO MANICÓMICO DE SAN BAUDILIO DE LLOBREGAT


 En  el año 1895, cuando llegó el Padre Benito Menni,  Sant Boi de Llobregat era un municipio eminentemente rural  y agrícola, con una población con algo más de 5.000 habitantes.
 ( Foto: Archivo Zerkowitz)

El próximo viernes, día 24 de septiembre de 2021, se cumplirá el 126 aniversario de la llegada del Padre Benito Menni con las primeras comunidades de Hermanos Hospitalarios de San Juan de Dios y de la Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, para hacerse cargo del Instituto Manicómico de San Baudilio de Llobregat.

CONSIDERACIONES GENERALES

Atendido que en el transcurso de estos últimos años, al recordar,  en este mismo blog, los motivos de este aniversario, ya he referido ampliamente  todos los detalles relacionados  con este importante acontecimiento histórico, y consecuentemente he considerado que, para no resultar excesivamente  repetitivo, en esta ocasión no voy a continuar  en el mismo contendio  que tantas  veces he efectuado, puesto que, quienes deseen conocer aquellas informaciones, pueden hacerlo accediendo a este mismo blog.

En su lugar, en esta ocasión, me voy a limitar a reproducir un intresantísimo texto, mayoritariamente desconocido, que hace unos años descubrí  en una antigua publicación, con un contenido referido  a la lamentable  situación en que el Padre Benito Menni encontró a las personas asiladas al hacerse cargo del manicomio de Sant Boi. Vean:

"Una de las fundaciones más laboriosas y arduas fue la de los Manicomios  de San Baudilio:

"La población vesánica era imponente; se acercaba a dos mil  el número de enfermos de ambos sexos. Una insuficiente división de sexos daba  lugar a las inmoralidades anejas a la falta de freno de la razón y sobrada holgura  de los apetitos sensitivos  en los infelices enfermos de la mente. La impericia de los enfermeros laicos y las prevenciones contra el pobre loco, a quien se miraba como antaño , como a animal traidor, convertían las estancias de agitados en espantosa visión.  Las desdichadas dementes  vagaban descalzas. Un saco de arpillera  hasta la rodilla y un babero sucio y repugnante de cuero , abrochado a la espalda  y colgante sobre el pecho, era su extraña vestimenta. Las más andaban maniatadas y a todas se les hacía sentar  a una larga mesa, sobre la cual enfilaban  a lo largo agujeros, donde encajaban unas cazoletas metálicas, en las que se depositaba a su tiempo la comida , y allí se alimentaban  al uso de los brutos, sin que nadie se tomase el cuidado  de dársela, las infelices maniatadas, quienes ni para estos  menesteres lograban la soltura  de una mano. 

Tan acostumbradas se hallaban a este modo de tomar los alimentos que, según alguna Hermana Hospitalaria refiere, cuando éstas quedaron encargadas e intentaban darles la comida a la boca mediante una cuchara, se les resistían. Venían a ser como el sombreado  y matices de tan feo cuadro, complicadas marañas  en la administración, intereses creados, malas costumbres, sucios desenfrenos  de erotismo, amén de otras  mil dificultades que había que vencer." (1) 


(1) Posiciones y artículos, para el proceso, sobre la fama de santidad, virtudes y milagros del Siervo de Dios RVDMO. P. BENITO MENNI Y FIGINI, Presbítero de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, Prior General y Restaurador de dicha Orden en España, Portugal y América, y Fundador de la Congregación  de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús. Págs. 100 y 101.  Madrid. Imprenta y Litografía, Juan Bravo, núm. 3. 1945.



jueves, 5 de agosto de 2021

EN LA ORDEN HOSPITALARIA DE SAN JUAN DE DIOS, ADEMÁS DE LOS VOTOS DE OBEDIENCIA, CASTIDAD Y POBREZA, SE AÑADE EL VOTO DE HOSPITALIDAD.

 

La HOSPITALIDAD, el valor central de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios.



Gabriel Alenyar i Serra ha tenido la gentileza de hacerme llegar unos apuntes que guarda de su etapa de Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, conocedor de mi interés por  todo aquello relacionado con estos temas, y precisamente siendo también mi interés divulgar al máximo estos contenidos, para quienes pudiera interesar, paso a relacionarlo seguidamente, después de obtener su debida autorización.

"  ¿ QUÉ ES EL VOTO DE HOSPITALIDAD, TAL Y CÓMO SE ENTIENDE EN LA ORDEN HOSPITALARIA DE SAN JUAN DE DIOS?
 
Es  una promesa deliberada y libre, hecha a Dios, por la cual el Religioso se obliga, por virtud de Religión a asistir corporalmente  a los enfermos del propio sexo en las casas de la Orden, o en otras confiadas a la misma , bajo la dirección  de los Superiores de la propia Orden.
(Gabriel Russoto, O.H., en su "Opúsculo sobre la Hospitalidad)  

¿Cuáles son las características que deben de adornar  a todo buen Hermano Hospitalario al frente de un departamento de enfermos?

Son estas cinco cualidades que resumen y sintetizan todo  un conjunto de bellas prendas:

* Capacidad técnica.
* Celo prudente.
* Laboriosidad incansable.
* Orden prestablecido.
* Limpieza exquisita.

El Alma Master  de esta bella síntesis debe ser un sólido y bien dirigido espíritu de verdadera Piedad y Caridad fraterna.

El Religioso hospitalario tiene la misión de pasar por este valle de lágrimas haciendo bien  a todos  y en todas partes, a imitación de su santo Fundador, nuevo Abraham  en la ley de Gracia, que tan bien supo imitar el divino Modelo, que se cargó con las miserias de todos los hombres y dio la vida por su salud en una cruz.

La misión del Religioso hospitalario consiste en ser el consuelo, el alivio, el padre, la madre, el hermano, el amigo, el tutor, el protector, el abogado, el siervo, el criado y el paño de lágrimas de todos los que sufren penas y dolores, padecen enfermedades y se hallen necesitados en este mundo, de cualquier nación,  que sean, y quienesquiera que  sean: españoles, franceses, italianos, etc.;  moros, protestantes, judíos herejes, impíos, buenos y malos, parientes, amigos y enemigos, conocidos y desconocidos, bienhechores y perseguidores, sabios e ignorantes, ricos y (especialmente pobres); sea cual fuere la enfermedad que padezcan, epidémica o no epidémica; en donde fuera que sea; a los heridos en las guerras, en nuestros hospitales, sanatorios y asilos, en las cárceles y en los presidios, en las ciudades y aldeas, en el campo, en las chozas"

domingo, 1 de agosto de 2021

EN EL 124 ANIVERSARIO DEL FALLECIMIENTO DE MARÍA ANGUSTIAS GIMÉNEZ VERA (SOR CORAZÓN DE JESÚS), CO-FUNDADORA DE LA CONGREGACIÓN DE HERMANAS HOSPITALARIAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS.

María Agustias Giménez Vera (Sor Corazón de Jesús)

El sábado, 2 de agosto de 1897 falleció María Angustias Giménez Vera, (Sor Corazón de Jesús), co-fundadora de la Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, a consecuencia de un aneurisma de la aorta, en la Casa de Sant Boi de Llobregat.

ALGUNOS DATOS BIOGRÁFICOS

Nació en Granada el día 21 de agosto de 1846, siendo bautizada seis días después en la parroquia de los santos Justo y Pastor, siendo  educada en el seno de una familia  cristiana y de clase media, viviendo siempre la tragedia de su enfermedad crónica debida a una afección cardíaca.

En el año 1871 conoció a Josefa Recio Martín, estableciéndose entre ellas una entrañable  y fuerte amistad.

Tuvieron  ocasión de conocer al Padre Benito Menni, cuando en el proceso de restablecer  la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios  en España, permaneció  algún tiempo en la basílica de San de Dios en Granada, y le pidieron  que fuera su director espiritual.

Con la relación mantenida con el Padre Benito  Menni y sus inquietudes y deseos de servicio hacia las personas más necesitadas, llegó un momento en que  el Padre Menni les habló de su proyectada iniciativa de fundar una congregación para atender y asistir a las mujeres y niñas pobres  afectadas de enfermedad mental y/o con discapacidades físicas o psíquicas, atendido que en España estaban totalmente desamparadas y  abandonadas en el aspecto sanitario. Las dos jóvenes granadinas le transmitieron  sus buenos deseos identificándose en esta función, y el Padre Benito Menni les invitó, si lo deseaban, ir a Ciempozuelos (Madrid).
 
Gustosamente y muy contentas aceptaron y el 21 de junio de 1880, de madrugada, salieron de Granada, llegando a Ciempozuelos donde el Padre Menni las esperaba en la estación del ferrocarril,  y las alojó en una humilde vivienda de una señora conocida del Padre Menni, donde permanecieron algún tiempo.

El 31 de mayo de 1881, el Padre Benito Menni y las dos jóvenes granadinas, procedieron  a la fundación de la Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, tomando  el hábito con el nombre de Sor Corazón de Jesús, y empezando en aquel  mismo día el noviciado junto otras diez jóvenes que serían las primeras Hermanas Hospitalarias, al tiempo que su compañera Josefa Recio Martín, dotada de cualidades excepcionales, era nombrada primera superiora, alegrándose Sor Corazón de Jesús de esta nominación oficial, testigo del amor entrañable que las unía.


Portada del libro " Relación sobre los orígenes de la Congregación  de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús", que escribió Sor Corazón de Jesús por encargo del Padre Benito Menni.

Reuniendo cualidades artísticas y poéticas, recibió del Padre Benito Menni el encargo  de escribir  el libro " Relación sobre los orígenes de la Congregación de Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús",  que revela altura de miras, sencillez de vida y profundidad de espíritu, redactada  con espontaneidad y sinceridad, no apareciendo críticas, juicios o comentarios negativos. Ni quejas ni lamentaciones, expresando  sólo de relieve los aspectos positivos de la Congregación, explicando hechos, problemas, situaciones y personajes desde una perspectiva serena  de su intensa vida interior.

A través de sus anotaciones se puede percibir  no solamente la historia de la Congregación, sino también el espíritu que animaba a las primeras Hermanas, y que en nuestros días debe impregnar  la vida de cada  Hermana Hospitalaria en cualquier parte del mundo. Revela también la intensidad, profundidad y sinceridad del entendimiento espiritual entre ella y el Padre Benito Menni, que  junto a María Josefa Recio Martín , fundadores de la Congregación, dieron vida a un mensaje evangélico en coherencia con una necesidad de su época, y hoy día, fieles al carisma primitivo de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús, aportan a las personas con enfermedad mental y/o con discapacidades físicas o psíquicas, y a todas las personas necesitadas, en general,  un  precioso y alentador mensaje de amor y de esperanza. 







martes, 27 de julio de 2021

"EL NOTICIERO", UN PECULIAR PERSONAJE DEL MANICOMIO DE SANT BOI DE LLOBREGAT.

"El Noticiero "  ataba una cuerda entre dos árboles, y en ella colocaba  recortes de periódicos y de revistas sujetos con pinzas de tender ropa, y muchos  asilados acudían a leer.

Gabriel Alenyar i Serra, que entre los años cincuenta  y sesenta del pasado siglo estuvo una década en el Sanatorio Psiquiátrico Nuestra Señora de Montserrat, de Sant Boi de Llobregat, como Hermano de San Juan de Dios, me ha contado y me cuenta con frecuencia, episodios registrados en aquel establecimiento, todos muy interesantes para las personas deseosas de conocer acontecimientos históricos de nuestros hospitales psiquiátricos, y que previa autorización, procuro dar a conocer para divulgar y ampliar la historia de aquella institución psiquiátrica.

En la  última comunicación ha explicado que,  una de las personas asiladas, que se le conocía como " El Noticiero", acudía todas las mañanas  al parque y ataba una cuerda entre dos árboles separados por varios metros, y en esta cuerda sujetaba con pinzas de tender la ropa, varios recortes de periódicos y revistas, entre ellas la "Hola", "Semana" y el semanario "El Caso" y del "Selecciones del Reader's Digest", además de diarios  de tirada  nacional.

Este asilado tenía una red de colaboradores, digámoslo así,  que los domingos aprovechaba las visitas de los familiares de los enfermos, para pedirles periódicos y revistas. Por otra parte, la mayoría de los periódico que diariamente entraban en el sanatorio, a última hora de la tarde o al día siguiente iban a parar en sus manos.

Había un sacerdote de un pueblo de Navarra ingresado en el sanatorio, a quien en otra ocasión he citado como el Cura don Antonio, el mismo que un día dejó a unos Hermanos sin darles la Comunión en la misa que celebraba,  que con cierta asiduidad recibía, desde Pamplona "El Pensamiento Navarro", que también iba a parar en manos de "El Noticiero".

Todas las mañanas eran muchos los internos que acudían a leer aquellas noticias.

Un poco antes de la hora de la comida, recogía cuidadosamente todos aquellos recortes y los colocaba en una caja de cartón. En otra caja ponía las pinzas.

"Por la tarde no voy al parque porque tengo que preparar el trabajo para el día siguiente" explicaba.